Todas las escuelas están cerradas, ¡así que nos organizamos en casa para seguir aprendiendo! Aquí hay algunos consejos e ideas para ayudar a los niños a encontrar su ritmo y hacer sus deberes en las mejores condiciones posibles. Estamos pensando en los niños hiperactivos en particular, pero en todos los perfiles en general.

1. Facilitar su concentración

¡Sin televisión de fondo y un rincón de trabajo ordenado donde todo tiene su lugar! ¿La idea? Un ambiente con la menor cantidad de distracciones visuales y sonoras posibles. Por supuesto, el portátil se mantiene fuera del camino para evitar cualquier tentación de echarle un vistazo. Si el niño tiene que compartir una mesa de trabajo con otros, ¿por qué no probar las barreras portátiles que se pueden montar en un abrir y cerrar de ojos?

Además, si tu hijo necesita manipular un objeto para concentrarse, considera la posibilidad de poder moverse. ¡Hay para todos los gustos!

>> Descubre nuestra «cárcel para teléfono»

2. Ayudarle a organizarse

El primer paso para ayudarle a organizarse es darle responsabilidad. Ayudarle no significa hacer cosas por él, sino explicárselas y darle un poco de margen. Por ejemplo, al comienzo del día, puedes trabajar con él o ella para elaborar una lista de tareas que debe hacer y luego ponerlas en orden de importancia.

Para ayudarle a planear su tarea, también es importante introducir el concepto de tiempo. Puedes, por ejemplo, decirle que este ejercicio debe durar 15 minutos y usar un marcador visual (reloj, Time Timer, …). Si no termina en el tiempo asignado, no lo regañes y añada unos minutos más.

Al implementar estas estrategias, tu hijo se dará cuenta de la cantidad, el tiempo necesario y la importancia de cada tarea.

Al final de los deberes, acostumbra a tu hijo a archivar sus documentos en las diferentes carpetas y a mantener sus cosas en el mismo lugar en todo momento.

>> Descubre los Time Timer

3. Crear varios rincones para tu hijo

¿De pie en la mesa de la cocina? ¿Fuera, tumbado en la terraza? O simplemente en el pasillo. Un poco como en un aula flexible, tu hijo puede sentir la necesidad de moverse y hacer los deberes en diferentes áreas de su habitación o incluso de la casa según sus necesidades. Por lo tanto, es importante darle esta posibilidad, manteniendo los puntos esenciales para su concentración: un lugar tranquilo lejos de toda distracción y con todo su equipo a su disposición.

4. Proporcionar asientos dinámicos

¿Tu hijo tiene dificultades para permanecer en su silla y pierde la concentración fácilmente? Incluso para nosotros los adultos, puede ser difícil sentarse sin moverse en una silla con la espalda recta durante varias horas, ¡así que imagínate para los niños! Hay varias soluciones para adaptarse a las necesidades de cada uno: cojines Dynair, taburete dinámico o simplemente de pie, siempre que se tenga una mesa alta. Estos asientos dinámicos permiten que el niño se mantenga en movimiento. Los niños con problemas de aprendizaje o los estudiantes con un perfil de aprendizaje cinético generalmente encuentran en este tipo de ambiente de trabajo flexible un enfoque que satisface sus necesidades.

>>Descubre nuestra gama

5. Ayúdale a crear una burbuja de concentración

Jean-Philippe Lachaux, neurocientífico y especialista en atención, sugiere que para facilitar su concentración, los niños necesitan crear burbujas de atención. Estas burbujas de atención deben centrarse en un único objetivo muy concreto y por un tiempo limitado. Para ayudarle a crear su burbuja, puedes guiarle (el objetivo es que participe para que más tarde pueda hacerlo él mismo) y dividir sus deberes en microtareas. Por ejemplo, para hacer un trabajo primero tengo que elegir un tema, me doy 5 minutos; luego tengo que determinar un plan, me doy 15 minutos; y así sucesivamente.

Por último, ya sea que estés leyendo, contando o haciendo cualquier otra actividad, enseña a todos en la familia a respetar las burbujas de concentración de los demás. La más mínima palabra o gesto puede hacer estallar esta burbuja y debemos entonces comenzar todo el proceso de nuestra concentración de nuevo.

6. Ayudarle a comprender mejor su perfil de estudiante

No todos aprendemos de la misma manera. Ayudar a tu hijo a entender mejor su perfil de aprendizaje será una gran ventaja para él. Entonces será capaz de implementar estrategias de aprendizaje de forma independiente. Para ello, puedes ayudarle a saber qué sentido conserva mejor y ser consciente de sus preferencias sensoriales. Entonces podrá dar preferencia a un sentido sobre otro. Por ejemplo, si tu hijo es más cinético, para aprender tendrá que manipular.

>> Descarga: ¿Cuál es mi perfil sensorial?

 

7. Implantar una rutina

Aunque no tengamos un horario fijo para ir a la escuela o al trabajo, es importante mantener una rutina. Estructurar los días de la semana con horas regulares de vigilia y de sueño y horas fijas de comida. Construir la tarea y jugar tiempo en el día. Para algunos niños, crear una rutina les permite sentirse seguros y canalizar sus energías. Para facilitar a todos la gestión del día, considera la posibilidad de establecer un horario para cada miembro de la familia al que tu hijo pueda remitirse para averiguar qué actividades están programadas durante el día.

>> Descarga nuestro planning familiar durante el confinamiento

>>Descubre nuestras ayudas para organizar el tiempo

8. Comprendre quand il en a assez

Si vous sentez que votre enfant commence à être fatigué, qu’il s’énerve, se démotive… N’insistez pas ! Faites une pause ! Son cerveau a besoin de s’aérer. Pourquoi ne pas lui proposer un verre d’eau ou aller jouer dehors pendant 20 minutes ? Bouger entre les exercices qui lui demandent beaucoup d’efforts cognitifs lui permettra de recharger ses batteries.

9. Usar material escolar ergonómico

Compás, regla, tijeras, bolígrafos o incluso bolígrafos de colores, tener un equipo adaptado a las necesidades de tu hijo puede realmente hacerle la vida más fácil! Hoy en día hay muchos materiales escolares ergonómicos disponibles que se adaptan a los niños/adolescentes con habilidades motoras finas (dispraxia) o con retraso psicomotor, ¡pero son igualmente cómodos para todos!

>> Descubre nuestro material ergonómico

 

10. Pasar de un ejercicio a otro que requiere un esfuerzo intelectual

¿Tu hijo hizo un gran esfuerzo para concentrarse y usar sus habilidades cognitivas? Probablemente necesita tomar un descanso y llevar oxígeno a su cerebro mientras se mueve. ¡No puedes salir, pero eso no te impedirá moverte con los niños en casa!

>>El juego de la coordinación

 

11. Prueba las actividades de mindfulness o plena conciencia

Practicando mindfulness, los niños aprenderán a ser más conscientes de sus propios pensamientos, sentimientos, sensaciones y del entorno que les rodea. Esto les ayudará a centrarse en el presente en lugar de en el pasado o el futuro. Para ayudar a los niños a estar más concentrados, tranquilos, en control de sus emociones y más conscientes de sí mismos, encontrará en el siguiente enlace 5 actividades para practicar en casa.

>> Mindfulness: 5 actividades de yoga para niños

12. Utilizar las cartas mentales para aprender a organizarse

La cartografía mental es una forma de captar ideas, explorar conceptos, tomar notas y priorizar información en un formato fácil de entender y recordar, ya sea en forma de un colorido árbol de ideas hecho a mano o generado con un software específico.

En el campo de la discapacidad, el Mind mapping está demostrando ser una gran herramienta para los estudiantes con un trastorno del lenguaje, disfasia, dislexia, disortografía o disgrafía. La cartografía de la mente les permite llevar a cabo su aprendizaje sin ser penalizados por sus dificultades de lenguaje.

El aprendizaje visual también es útil cuando el niño tiene déficit de atención, problemas de audición o dificultades de aprendizaje.

>>Aprender con los Mind Mapping

14. Ayúdale a mantenerse motivado y positivo

Corregir en verde, tener metas realistas, dividir las tareas en tareas más pequeñas, permitir recompensas, todas estas son estrategias para ayudar a mantenerlo motivado. Depende de ti elegir los que mejor se adapten a ti y a tu hijo. También puedes crear un ritual al final de cada sesión de trabajo. Y por supuesto, dar importancia a su trabajo (incluso para los más mayores), felicitarlo por sus resultados y sus esfuerzos son acciones que permitirán a tu hijo sentirse valorado y motivado para continuar sus esfuerzos y aprendizaje.

>> 18 reforzadores para motivarlo

Por tu parte, ¿cómo organizas la educación en casa? ¿Tienes algún consejo práctico para compartir? Cuéntanos todo.

Responsable del contenido del blog Hop´Toys España

Danos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Instagram