Instaurar rutina sensoriales es esencial para los niños con trastornos de la modulación sensorial. Para evitar las crisis durante el día o el sentirse incómodo en ambiente no adaptados, es importante instalar estrategias para favorecer una mejor disponibilidad del niño. Para comenzar bien el día, se debe respetar los trastornos sensoriales y prever tiempo para equilibrar su sistema sensorial. en este artículo vamos a explicaros cómo realizar una rutina matinal sensorial para atacar el día con energía positiva. 

Lo que hay que saber sobre las necesidades sensoriales

Ciertos niños tienen trastornos de la modulación sensorial, lo que significa que o son hipo o hiperactivos sensoriales. Los niños se sienten bombardeados por ciertas sensaciones o estímulos (hipersrnsible) pero a veces poco estimulados por ciertos sentidos (hiposensible). En cualquiera de los dos casos, hay efectos sobre el comportamiento: crisis de cólera, crispación, autoestimulación…te explicamos cómo ya desde el comienzo del día debemos instalar unas rutinas para equilibrar el sistema sensorial del niño y evitar ciertos comportamientos.

>> Saber más: La integración sensorial según Jean Ayres

Ser previsible

Es importante ser previsible para los niños con trastornos de la modulación sensorial. Esto le permite sentirse seguro. Al igual que instalamos una rutina para ir a la cama, podemos hacerlo también por las mañanas, Aquí te damos unos cuantos consejos:

Crear rutinas para sentirse seguros: despertarse, tomar le desayuno, lavarse los dientes, vestirse, estimulación sensorial antes de irse al cole…también puedes comenzar a hablar con el niño la noche anterior sobre todo lo que el niño va a vivir al día siguiente. Para que estas acciones sean visibles puedes utilizar los plannings con pictogramas, lo que va a ayudar al niño a visualizar los eventos. Permiten al niño a ganar en autonomía ya que miran ellos mismos lo que van a hacer al día siguiente. Con el Time Timer puedes marcar el tiempo que tiene el niño para realizar cada actividad. Dentro de la rutina puedes darle opciones para que ellos mismos decidan y así aportarles seguridad en sí mismos. Por ejemplo, dejarles decidir lo que van a desayunar.

plannings y time timer para las rutinas

Planning de actividades diarias: Permite visualizar las actividades de todo un día. 30 bolsillos personalizables con 120 cartones impresos por las dos caras y 36 fotografías de actividades del día a día (dim. 9 x 9 cm). Planning en tela y plástico 37 x 107 cm.

Pequeño planificador Time Timer: Un planificador para colocar en cualquier sitio o para llevar contigo y poder gestionar el tiempo para realizar diversas tareas gracias a pictogramas. A partir de 3 años.

Añadir estimulación sensorial a las rutinas

Un medio eficaz de reducir el estrés y la ansiedad entre los niños que tienen trastornos sensoriales es añadir las estrategias sensoriales a las rutinas existentes. Para las rutinas matinales, hay que realizar estas estrategias sensoriales antes de irse a la escuela o a un lugar que podría ser estresante para los niños. Hay que, por supuesto, adaptar las estrategias según el perfil sensorial de cada niño. En efecto, su niño puede ser hipersensible o bien hyposensible sobre los diferentes sentidos (visuales, auditivos, táctiles, olfativos, gustativos, vestibulares, proprioceptivos).

Para los perfiles hyposensibles existen ideas de estimulación:

Para las actividades proprioceptivas (presión profunda) estos tipos de actividades serán ideales: la utilización de una manta con  lastre ropas con lastre, dar abrazos con una presión importante al niño, masajes…

Gorra con lastre vaquera Baseball: Una gorra de baseball que no deja ver su diferencia. Es con lastre, es decir, tiene peso y permite una estimulación sensorial mientras la llevamos puesta en la cabeza. Ideal para personas con trastornos de integración sensorial o autismo. A partir de 5 años.

Huevo masaje : El huevo masajista ofrece vibraciones intensas gracias a sus 3 pies luminosos. Una pequeña presión sobre la cabeza del masajista es suficiente para activarlo. Su forma oval permite una sujeción en el hueco de la mano. Ideal para tomar conciencia corporal y para relajarse.

Para las actividades vestibulares, puedes utilizar una peonza para girar, utilizar un cojín las mañanas como asiento dinámico en el desayuno.

 

 

peonzas para un movimiento vestibular

Cojín Dynair redondo con picos:  Cojines para hinchar a tu gusto y según las necesidades para colocar sobre la silla y crear un asiento dinámico. Este asiento permite una mejor concentración. Una cara posee picos para una estimulación táctil, y otra cara es lisa. También se utilizan para los recorridos psicomotrices.

Peonza gigante : Risas aseguradas con la peonza gigante. Desarrolla el equilibrio, la coordinación, la fuerza pero de una forma divertida. Gira con la ayuda del peso del cuerpo. Utilizable en el agua. Plástico rojo ultra resistente.

Para los otros sentidos hay que aportar estimulación. Por ejemplo, si buscamos la estimulación visual, utilizaremos juguetes que brillan y si en cambio buscamos la estimulación auditiva es recomendable juguetes con sonidos fuertes.

>> Mi hijo es hiposensible: ¿cómo hacer?

Para los perfiles hipersensibles, aquí tienes varias ideas para calmar la sobre estimulación: puedes utilizar cascos anti ruido para una hipersensibilidad auditiva, los cepillos para masajes adaptados a los niños con hipersensibilidad táctil, así como los filtros para los neones para reducir la intensidad de la luz.

 

estimulacion sensorial

 

Filtros para tubo fluorescente : Esta tela se coloca sobre los neones de luz para crear un ambiente de luz más tamizada y suave. Para la clase o la habitación, permite reducir los reflejos y brillos de las lámparas.

Casco anti ruido: Ligero, resistente y regulable, este casco antiruido se pliega completamente para facilitar su transporte. Reducción sonora de 22 dB.  190 Gr.

>> ¿Qué es la hipersensibilidad? 

Integrar el juego en las rutinas

Es cierto que hay tareas difíciles para algunos niños con trastornos sensoriales. Para otros, será el vestirse y en otros casos tomar el desayuno o lavarse los dientes… Aquí te damos algunas ideas para facilitar ciertas acciones.

Para vestirse: puedes hablar de la temperatura que hará al día siguiente con el niño y preguntarle el tipo de ropa que quiere ponerse para ir al colegio. También puedes proponerle un masaje antes de vestirse para que táctilmente se acostumbre.

Lavarse los dientes: utiliza el Time Timer durante esta acción o con canciones indicarle el tiempo que necesita de una manera divertida. Puedes hacer una carrera para ver quién tiene los dientes más limpios tras el cepillado, o tras la acción y el esfuerzo recompensarlo con una caricia, una tarde en el columpio, un dibujo para colorear…

 

Con este tipo de ideas astuciosas, los niños encontrarán un equilibrio para que el resto del día se pase lo menor posible. Descubre nuestra selección con un montón de ayudas en caso de trastornos de la modulación sensorial. 

 

 

 

Fuente: How to create a morning routine your sensory child will love, Wendy Bertagnole

 

 

Responsable del contenido del blog Hop´Toys España

Danos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Instagram

[instagram-feed]