Los mordedores y los fidgets son un accesorio indispensable para numerosas personas. Permiten autorregular aportando la estimulación sensorial que el cuerpo necesita. Pero, ¿cómo elegirlos? Para hacer la buena elección entre todos los productos que proponemos, simplemente hay que hacerse las buenas preguntas. Te explicamos:

¿Para quién?

¿Quién va a utilizar el fidget/mordedor? ¿Un niño, un adulto o un joven adolescente? Elige el diseño en función de la sensibilidad de cada uno y que corresponda a su categoría de edad, a sus gustos personales… Aparte de sus características intrínsecas, nuestros mordedores y fidgets están seleccionados por su diseño, colores, ¡para que todo el mundo quiera llevarlos!

¿Por qué?

Los fidgets para morder pueden utilizarse para responder a diversas necesidades. Son herramientas indispensables para la autorregulación, sobre todo en personas con trastorno del espectro autista. Esta autorregulación aporta una respuesta a los comportamientos de autoestimulación. Estos comportamientos son movimientos repetitivos y estereotipados sin objetivo aparente y que se observan en los niños con trastornos del desarrollo, particularmente TSA.  Pueden expresar su bien estar, su enfado, una molestia o incluso un dolor físico. En estos casos de uso, los fidgets o mordedores son herramientas importantes para aprender a autorregularse y funcionar en sociedad en todas las situaciones.

Los fidgets y mordedores son también indispensables para acompañar las personas con trastornos deficitarios de la atención con o sin hiperactividad. Aportan una respuesta estructurada a la necesidad de moverse o a una necesidad específica que necesitan llenar para sentirse bien. estas personas van a poder utilizar los fidgets o los mordedores para instalar estrategias para desarrollar la capacidad de atención y de concentración. Son excelentes para combatir el estrés cuando conseguimos identificar la fuente de nuestros temores.

En situación de estrés, pensamos normalmente a fidgets para apretar como las pelotas anti estrés. Sin embargo, existen un montón más. Sobre todo, observar el comportamiento del futuro usuario en situación de estrés. ¿Mueve sus piernas? ¿Mueve otras partes del cuerpo de manera repetitiva? ¿Se crispa y muerde la punta delos lápices? Según sus necesidades corporales, puedes orientarlo hacia los fidgets vestibulares (con movimiento), los fidgets táctiles, para apretar, o los mordedores.

>> Saber más:  ¿Tu hijo muerde? Mordedores adaptados  

Bien elegir su mordedor

¿Cuál es su preferencia sensorial?

Observa bien las sensaciones que prefiere en su día a día: ¿se muerde las mangas de la camiseta? ¿muerde el extremo del bolígrafo? ¿Busca una presión profunda? ¿prefiere hacer girar los objetos?

Además de las preferencias sensoriales, determina si el usuario es hipersensible a ciertas sensaciones sobre las que ha desarrollado una verdadera fobia. Puede ser una aversión táctil como tocar un collar o ciertos colores.

¿Cuál es su fuerza de masticación?

Observa la fuerza de masticación del usuario si quieres comprar un fidget o un mordedor. ¿Es que deja unas grandes marcas de dientes cuando muerde? Todas los fidgets y mordedores de la marca ARK existen en varias resistencias para corresponder mejor a las necesidades de cada uno.

atención a no elegir una resistencia demasiado dura pensando que de este manera el producto durará más. La mejor opción es adaptarse a la verdadera necesidad de la persona ya que debe aportarle una estimulación calibrada. Si el producto es demasiado duro con respecto a sus verdaderas necesidades, el usuario no va a querer utilizarlo.

Cuando las marcas de dientes en el mordedor son profundas, significa que ¡es el momento de cambiarlo!

>> Saber más: ¿Qué es un fidget?

¿Cuál es su costumbre de masticación?

Observa el usuario cuando mastica. ¿Muerde con lso incisivos? ¿ con sus molares? Elige el fidget o mordedor en función de su forma y del grosor.

¿Dónde va a utilizarlo?

En la escuela

Privilegia las pulseras o los fidgets que pueden colgarse del estuche si los collares están prohibidos. Opta por fidgets discretos y silenciosos para la clase.

En casa

Según el momento del día o de la habitación donde se encuentre, el usuario tendrá necesidades diferentes. Proponle diferentes artículos…

En excursión o salidas a sitios  nuevos, ruidosos

Los fidgtes y mordedores son la manera más eficaz de autorregularse.

En la oficina

¿Una subida de estrés? Los fidgets o mordedores son indispensables para ayudarte a gestionar estos momentos difíciles del día. Elige tu diseño sencillo y si prefieres discreto.

Soluciones adaptadas a cada necesidad

Fidget piña bolas : Un bonito fidget para presionar. Esta piña está llena de multitud de bolitas. Cuando la aprietes podrás sentir las bolas desplazarse entre los dedos creando una experiencia táctil muy agradable. ¡No podrás parar! A partir de 5 años. En plástico. Dim. 11 x 7 cm.

Hexichew : 2 en 1: fidget y mordedor. Puedes hacerlos girar, retorcerlo o morderlo. Apreciarás su textura suave y con diferentes relieves. Alrededor de 15 cm de longitud total. 6 brazos, 3 con bolitas y 3 con anillas. Disponible en azul y en arcoiris. A partir de 3 años. En silicona.

 

 

¿Cuáles son vuestros preferidos? esperamos que nos cuentes tus experiencias y tus soluciones, y así ayudar a otras personas en la misma situación. 

 

 

 

Responsable del contenido del blog Hop´Toys España

Danos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Instagram