Cinco de cada mil niños recién nacidos padece una sordera de distinto grado, según la confederación española de familias de personas sordas. Detectada una posible pérdida de audición, y confirmado el diagnóstico, comienza una decisiva etapa para el niño y su familia. Decisiva para el buen desarrollo personal, del lenguaje y la mayoría de los aprendizajes futuros del niño. En este artículo analizamos las consecuencias emocionales, psicológicas y comportamentales que la pérdida de audición pueden causar y cómo evitarlas. 

La necesidad de una detección precoz

No vamos a entrar en detalles sobre las causas de la sordera. Por otra parte, el 30% de los casos de sordera en el niño siguen siendo imprecisos. Dos de cada tres casos de sordera son de origen genético, pero las causas infecciosas o traumáticas, así como el nacimiento prematuro, también pueden causar trastornos auditivos.

Problemas de audición y salud mental

Como todas las discapacidades invisibles, los problemas de audición son a veces difíciles de detectar… y, de hecho, sus consecuencias, especialmente psicológicas, a menudo se subestiman. Ahora bien, los problemas de audición pueden provocar fragilidad emocional en las personas sordas y con dificultades auditivas. Las investigaciones demuestran que es posible encontrar trastornos emocionales y/o de conducta entre el 40% y el 50% de los niños y jóvenes sordos. Este dato es especialmente significativo, si se considera que estos trastornos sólo se encuentran, como máximo, en el 25% de la población general de niños y jóvenes. Una situación complicada especialmente en la adolescencia, ya que los jóvenes están más expuestos a un cierto grado de angustia psicológica y al riesgo de suicidio.

>> Saber más: ¿Cómo identificar la pérdida auditiva en el niño?

 

La importancia de tratar la sordera

Cuando se habla de sordera, hay que distinguir, por supuesto, entre sordera no corregida y sordera corregida, por ejemplo, mediante un aparato o un implante coclear. La sordera no tratada tendrá graves consecuencias físicas y emocionales. Una pérdida auditiva no corregida puede provocar una deficiencia cognitiva. Los estudios también han demostrado que la pérdida auditiva no tratada puede agravar los casos de demencia. Las consecuencias emocionales y psicológicas son también numerosas. Cuando un adulto sufre una pérdida auditiva, los esfuerzos de concentración y de atención suplementarios que debe prestar para paliar su deficiencia, darán lugar a una fatiga que puede llegar a ser crónica y conducir al agotamiento, incluso a la depresión.

 

Por lo tanto, se podría pensar que una vez que se corrija la deficiencia auditiva, desaparecerán las repercusiones del comportamiento. Los avances tecnológicos, en particular los implantes cocleares, han facilitado el acceso de muchas personas al lenguaje oral, y los cambios educativos han facilitado su escolarización. Sin embargo, muchos estudios (sobre todo en el otro lado del Atlántico) tienden a demostrar que las personas con discapacidad auditiva tienen a menudo más problemas de comportamiento. Hasta la fecha, la colocación de implantes cocleares no ha permitido demostrar una disminución de los trastornos del comportamiento en los niños con sordera.

 >> Descarga la infografía sobre la discapacidad invisible

 

Un papá se ha hecho un tatuaje en apoyo a su hija. Foto: Cortesía del Birmingham Children’s Hospital

 

Si se puede establecer el vínculo entre la competencia lingüística y los problemas de comportamiento, sin embargo, es arriesgado adelantar que el factor sordo para explicar que los niños sordos tienen más problemas de comportamiento que sus pares oyentes. Evidentemente, pueden tenerse en cuenta muchas razones, en particular las familiares.

Las dificultades de comunicación pueden así provocar un aislamiento, soledad. El riesgo es el de encerrarse en sí mismo, tener dificultades relacionales, con consecuencias psicológicas que pueden ser serias a veces.

No debemos olvidar la vulnerabilidad del niño sordoPrimero éste no percibirá la voz de la madre que tranquiliza al niño. El sentimiento de incomprensión, la frustración podrán dar lugar a la impulsividad, incluso a la cólera, la violencia ante momentos de angustia o sorpresa. La audición tiene en efecto alerta, en su ausencia es la visión que se encargará de esta función.

El temor a la mirada de los otros, la incomprensión puede hacer perder confianza en sí mismo.

 

Causas de los problemas emocionales en niños con problemas de audición

Una deficiencia auditiva va a provocar una alteración de las competencias lingüísticas y de la comunicación. Por lo que las personas sordas y con problemas de audición están expuestas  a problemas relacionales y comportamentales. Cuando el acceso al lenguaje es más difícil, es la comprensión de sus emociones, pero también la inhibición de sus propias impulsiones que encuentra dificultades. La audición, esencial a la adquisición del lenguaje, va a desempeñar un papel sobre el conjunto del desarrollo del niño, ya que este sentido actúa directamente en las interacciones y la sociabilidad.

En algunas ocasiones provoca carencias en los vínculos familiares: En la etapa en la que un niño oyente empieza a hablar, un niño sordo se va encontrando cada vez más aislado. En este sentido, es importante enfatizar que el 90% de las personas sordas tienen padres oyentes.

Si la lengua de los signos es evidentemente una alternativa preciosa a la comunicación hablada, expresarse por este medio en una sociedad todavía muy poca accesible puede provocar desaliento, frustración y la cólera. 
Las dificultades no son menores para las personas con problemas de audición. En efecto, éstas tienen muchas dificultades seguir una conversación de grupo ya que necesitan colocarse bien de frente a su interlocutor para poder efectuar una lectura labial. Los esfuerzos que deben abastecer para adivinar, deducir una palabra no percibida van a impedir seguir el resto de la frase y alcanzar la comprensión completa de la frase o de la conversación.

La sobreprotección parental ante los problemas auditivos del niño, es otro factor que impide al niño  desarrollar su autonomía. Por otro lado, es evidente que las dificultades escolares y de inserción laboral en la edad adulta son factores de alto riesgo en la generación de trastornos mentales.

Otro factor a señalar es la falta de asistencia especializada para acompañar a los jóvenes: Actualmente, en España tan sólo existe una Unidad de Atención en Salud Mental para Personas Sordas (USMS), que se encuentra en el Hospital General Universitario Gregorio Marañón de la Comunidad de Madrid.

Soluciones para comunicar mejor sus emociones

¡Podremos comunicarnos, a pesar de los trastornos auditivos o la sordera del niño será indispensable! Para poder expresar sus emociones, existen soluciones que permiten a un niño sordo y/o no verbal comunicar sus emociones, sus necesidades a su entorno. Descubra aquí algunas herramientas valiosas para evitar el repliegue y facilitar las interacciones sociales.

Marionetas de las expresiones x6: Estas 6 marionetas de mano, en fieltro de colores, muestran las expresiones faciales comunes (contento, triste, con miedo, en cólera, sorprendido) y una expresión neutra. Dim. 26,5 cm x 23 cm. Desde 3 años.

Emotiblocks: 18 piezas intercambiables que permiten crear personajes graciosos y simpáticos, ¡más de 100 combinaciones posibles! Una herramienta divertida para ayudar a los niños a familiarizarse con las emociones básicas. Entregado con tarjetas de actividades y cuaderno pedagógico. De plástico. Dim 10,5 x 6,5 cm. Desde 2 años.

 

Las emociones en mosaico: Reproducir ensamblajes, aprender una organización lógica y reconocer emociones: todo en un solo juego. El niño deberá producir, con mosaicos, una cara del modelo representando una emoción. El soporte es muy estable y la prensión de mosaicos muy fácil. Contiene: 2 soportes, 12 modelos y 95 piezas. A partir de 3 años.

 

 

 

Responsable del contenido del blog Hop´Toys España

Danos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.

Instagram